Consejos Municipales de Juventud

Muy importante el debate político programado en el Rincón Payanés de la capital caucana, con candidatos de diferentes listas que aspiran a integrar el Consejo Municipal de Juventud. Hay que tener en cuenta que el próximo 5 de diciembre se llevará a cabo la elección del Consejo Municipal de Juventud, un hecho inédito en la historia del país. Los representantes serán los principales vigías de las políticas de juventud, así como de los diferentes proyectos de gestión pública, al igual que servirán de interlocución de los jóvenes ante los entes gubernamentales locales. Una opción que ha logrado atraer la atención de los jóvenes.
Es una gran oportunidad para que las demandas de la juventud se puedan traducir en políticas públicas, programas y proyectos que lleven soluciones a los problemas que sufren. 
Pero ¿Qué son los Consejos Municipales de Juventud? Son mecanismos de participación, concertación, vigilancia y control de la gestión pública e interlocución de los jóvenes ante la institucionalidad. Se establecieron en la Ley 1622 de 2013, por medio de la cual se expidió el Estatuto de Ciudadanía Juvenil, reglamentando lo concerniente al Sistema Nacional de Juventudes. La norma fue modificada por la Ley Estatutaria de 1885 de 2018. No obstante, la elección de los Consejos de Juventud no se había efectuado. Entre sus funciones principales Actuar como mecanismos de interlocución y concertación ante la administración en los temas juveniles. 
Concertar la inclusión de las agendas de las juventudes con las respectivas autoridades políticas y administrativas. Ejercer veeduría y control sobre la gestión pública. En este proceso electoral se  eligen a los consejeros municipales, distritales y locales, quienes serán sus representantes ante las autoridades y estarán encargados de concertar con la administración la agenda gubernamental de juventud. Pueden votar los jóvenes entre los 14 y los 28 años previamente inscritos y que se inscriban en el censo electoral. 
Llama la atención que haya sido precisamente en el año del estallido social, con protagonismo central de los jóvenes en que se haya dado vía libre a este proceso. La juventud colombiana atraviesa por enormes dificultades; exclusión, desigualdad, marginalidad y falta de oportunidades, sin grandes expectativas de  futuro. Según datos del DANE, en el año 2017 el 28.6% de los jóvenes ni trabajaban ni estudiaban; en el año 2020 esta cifra aumentó a 38.9%. En el 2021, la tasa de pobreza de los jóvenes era del 47,9% y la tasa de pobreza extrema alcanzaba el 18,6%. En promedio los jóvenes alcanzan a estudiar 10.1% años, y uno de los cuellos de botella más difíciles de franquear es el bajo acceso a la educación superior. De otra parte, en el 2018 el desempleo de los jóvenes era del 13.6%, y en el 2020 alcanzó una cifra de 20.8%. Los Consejos de Juventud pueden constituirse en centros de esperanza y en motores del cambio que este país necesita con urgencia. 

Publicado
Categoría

Espacio Publicitario

D : H : M : S

Contenido promocionado

rimax