Minga de Arte Indígena

Se desarrolla por estos días en la ciudad de Popayán un importante encuentro cultural, lleno de colorido y autenticidad. Se trata de la Minga de Arte Indígena.
Hasta la Ciudad Blanca llegaron delegaciones de los once pueblos que viajaron desde las frías montañas de Tierradentro o Puracé, desde las calurosas y húmedas tierras de la Baja Bota Caucana o de la Costa Pacífica, desde la conflictiva zona del Norte del Cauca, las apartadas tierras de la Zona Occidente, de las brumosas montañas del Macizo Colombiano o del convulsionado territorio de Sat Tama Kiwe, en Caldono.
Según los promotores de la Minga, esta es una apuesta política con la que los pueblos indígenas caminan liberando la palabra con la tierra. “Son escenarios de resistencia y dignidad con las que se ha caminado el territorio, nos ha permitido conocer y reconocer las luchas que hoy defienden la vida. La danza, la música, el tejido y la oralidad son el legado espiritual con la que nuestros mayores y mayoras cuidaron el territorio. Son la memoria viva de una lucha milenaria que busca el buen vivir para todos los seres. Como pueblos indígenas hemos vivido en un contexto de exterminio cultural y físico en donde el plan de muerte (el capitalismo) ha querido borrar nuestras raíces de identidad milenaria, se ha metido a nuestros territorios, a nuestras casas donde ha implementado una estrategia de guerra directa contra nosotros los hijos e hijas de la Tierra, nos ha amenazado y despojado de ella, para esclavizarla”
“La Minga del Arte es un escenario político de comunicación que tiene su raíz en el territorio y que llega a la Ciudad Blanca para llenarla de color y romper el silencio, llenándola de melodías de flauta y tambor, con letras que nos invitan a luchar y liberarnos, a no seguir siendo terrajeros del plan de muerte que quiere acabar con la alegría de ser indígenas, que quiere acabar con la tierra. El arte es y seguirá siendo para nosotros la dignidad, solo podemos vivirlo si tenemos territorios libres para la vida, en donde no existan alambres que la limiten, en donde se pueda seguir viviendo en alegría. Sabemos que el camino es largo, pero mientras lo andamos iremos pintando, danzando, tejiendo, llevando a cada rincón los sabores, saberes de nuestros mayores y mayoras”
Mediante la música, la oralidad, el arte visual, la danza o la comida tradicional, los pueblos indígenas comunican las alegrías o las tristezas de la comunidad y pretenden mostrarle al mundo entero que los indígenas no son mendigos, que lo que tienen no se lo han regalado, que sus conocimientos lo heredaron de sus padres, que no son vándalos, que no son haraganes que son productores y comunicadores de vida y resistencia.
La Minga del Arte es una poderosa manera de desestigmatizar a los pueblos indígenas, es una expresión de dignidad y de auto reconocimiento.

Publicado
Categoría

Espacio Publicitario

D : H : M : S

Contenido promocionado