Alcohol y muerte en accidentes en Colombia

Vivimos una racha de accidentes de tránsito que se está convirtiendo en una tendencia, es decir una racha permanente. Y en muchos de los casos el alcohol está presente. Antes las autoridades de tránsito hacían más presencia en las calles especialmente los fines de semana cuando muchas personas cometen la temeridad de conducir bajo los efectos del alcohol poniendo en grave riesgo su integridad y la de los demás. Los controles son necesarios cuando prevalece la inconsciencia y la falta de sentido común. Hemos tenido muchos accidentes con desenlaces muy tristes.  Hace unos años no había tanta locura, porque hacían más controles, y la gente lo pensaba dos veces antes de conducir un vehículo si había bebido alcohol. Ahora se ha vuelto algo normal. No hay remedio, la Administración y la autoridad de Tránsito deben intensificar los operativos, de lo contrario se repetirán las tragedias. La noche del viernes un vehículo acabó rompiendo el muro del conjunto residencial Campo Real,  en el norte de Popayán y terminó en una zona verde del interior. Resulta casi inexplicable ese accidente pues se trata de una recta. No hay una curva o un desnivel para pensar que la pérdida del control de ese vehículo no se deba a un exceso de velocidad o el consumo de alcohol.  Los accidentes de tránsito son la segunda causa de muerte violenta en el país. La mayoría de ellos ocurre por errores humanos que son posible evitar. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), 1 300 000 personas fallecen al año en el mundo por accidentes de tránsito, lo cual equivale a 3500 personas por día. A pesar de que hay otras causas de muerte más comunes, la mortalidad por incidentes en la vía sigue ocupando los primeros lugares. En 2021 hubo 7270 víctimas fatales por accidentes de tránsito en el país, un 33 % más que en 2020 debido a las restricciones de movilidad, producto de la pandemia, que se instauraron ese año. La particularidad es que los siniestros fueron más severos porque las personas suelen aumentar la velocidad cuando hay menos vehículos en las calles. En cuanto a las causas específicas  de accidentalidad, la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) asegura que es la tercera causa de muerte de la siniestralidad en las carreteras. “La siniestralidad vial de este año ha vuelto a ser como en el 2019, e infortunadamente el conducir bajo efectos del alcohol sigue siendo unas de las principales causas de muerte. En el 2019 tuvimos 146 muertes asociadas al alcohol de los más de 1.500 fallecidos, es decir casi un 10 por ciento. Este año estamos casi en el mismo porcentaje de estas muertes antes de terminar el 2021”, aseguran. Amable lector, piense muy bien antes de conducir su vehículo en estado de embriaguez, podría estar tomando la última de sus decisiones equivocadas.

Publicado
Categoría

Contenido promocionado

xilon