Se encuentra usted aquí

Minuto a Minuto

EN VIVO

28/02/2018 - 09:46
Los sismos ponen en alerta a los habitantes y con esta aplicación usted podrá informarse de todo lo referente.

Vea También...

Especiales

16/11/2019 - 09:37
Un día como hoy pero de 1922 nació el poeta portugués, ganador del Premio Nobel de 1998.
16/11/2019 - 09:19
“Las personas no nacen para odiar; la intolerancia se aprende y se puede desaprender”, mensaje de Antonio Guterres.

Recomendado

recomendado

15/11/2019 - 09:15
El corredor vial estará cerrado durante al menos cuatro días mientras se remueve la tierra que cayó sobre el kilómetro 73.
Foto: @momento24_
14/11/2019 - 10:27
El cantante de la 'Camisa Negra' con lágrimas en sus ojos agradeció y dijo “Nadie te puede parar cuando sueñas”.
13/11/2019 - 08:55
La organización Colectivo de Abogados José Alvear Restrepo (Cajar) reseñó que 52 personas de los pueblos originarios han sido asesinadas en 2019.

Encuesta

¿Cree que la renuncia de Evo Morales en Bolivia generará presión a Nicolás Maduro en Venezuela?

Chica Instagram de Hoy

Espacio Paranormal

Para ver más noticias escalofriantes ingrese AQUÍ

Foto: El Universal
Domingo, Julio 29, 2018 - 09:56

Lo que parecía iniciar como una simple y rutinaria jornada de pesca para Amaury Castro Pérez de 54 años en la Isla de Barú en Bolívar, derivó con su muerte en las más recientes horas. Tras momentos de especulación y zozobra, la verdad de los hechos salió a relucir.

En principio se pensaba que las balas habían cegado su vida, pero lo ocurrido realmente fue otra cosa: la inclemencia de un rayó le ‘achicharró la cabeza’. Todo inició a eso de las 3 de la madrugada del pasado jueves, cuando Amaury, como siempre, inició su día.

Armado de sus atarrayas y anzuelos en una lancha de su propiedad, jamás pensó que libraría una batalla contra la muerte que finalmente perdería. Sus familiares lo esperaban en casa a las 2 pm, hora a la que habitualmente regresaba, pero su vuelta nunca se dio.

Un rumor se regó como pólvora en el lugar: en medio de la búsqueda que iniciaron sus familiares comentaron otros pescadores que el cuerpo de una persona había sido hallado en altamar, justo en la zona donde acostumbraba a ir Amaury. Todo fue zozobra.

Las horas de búsqueda pasaron y su lancha apareció sola y a la intemperie: en la parte delantera lo que parecía ser dos balazos de escopeta presagiaban lo peor. Amaury no aparecía aún, y pensaban que sus homicidas lo habían escondido, pero su verdadero asesinó lo devolvió el pasado sábado en la tarde.

Las aguas de altamar lo regresaron a la superficie de Barú, y allí, la necropsia arrojó que el hombre no había sido baleado, sino que tenía quemaduras en su cabeza ocasionadas al parecer, por un rayo. El dolor no se pudo ocultar entre los familiares mientras las investigaciones avanzan.

 

 

- Software por Activisual -