Semáforos y venezolanos

Don Chirimias

Don Chirimias

Un taxista residente en Lomas de Granada nos contaba que hay semáforos que son reparados y ‘desconectados’ permanentemente por cuenta de inescrupulosos a los que esta situación les beneficia. Se refiere específicamente a los semáforos de la variante sur, en el cruce de la Calle Quinta, junto a la bomba de Transtambo. Allí al parecer un grupo de ciudadanos extranjeros dañan el cableado del semáforo para poder ‘dirigir’ el tráfico a cambio de la voluntad de los conductores. 

Santa Inés

Por estos días se presentó otro caso de justicia propia en el barrio Santa Inés, al delincuente le quemaron la moto. En las cámaras de seguridad del barrio también se puede ver la impunidad con la que actúan los ladrones en la madrugada. Escalan con una facilidad increíble a los balcones, a los tejados, en varias casas, en la capilla del barrio. No se ve un alma en las calles, durante horas. 
Antes eran más comunes los patrullajes, en las noches, en las madrugadas. Se notaba más presencia de la policía en las calles. Sin embargo hay cifras demoledoras y absurdas, como por ejemplo que Colombia es el segundo país en Latinoamérica, después de Brasil en gasto militar. Los últimos números indican que aquí se gastan alrededor de 10 mil millones de dólares en ese rubro. Pero por el otro lado uno de cada tres jóvenes colombianos ni estudia ni trabaja. 

Desbarrancadero

Así se entiende perfectamente que este país vaya por el desbarrancadero. Se comprende que millones de jóvenes hayan protagonizado el histórico estallido social del año pasado. Los que han gobernado o más bien saqueado este país desde hace décadas han dejado una juventud sin esperanza. Ahora uno entiende el nivel de inseguridad, la delincuencia juvenil, los homicidios el sicariato el consumo de sustancias disparado. Nuestros jóvenes no estudian porque no tienen dinero y no trabajan porque no hay oportunidades.
Hay que meterle la mano a esto, hay que intentar darle la vuelta, hay que reformar el sistema educativo, hay que fortalecer la participación política de los jóvenes, hay que propiciar el acceso a la educación superior a nuestra juventud, hay que hacer lo que sea que haya que hacer para revertir este suicidio social.